El Parapente Biplaza
Quienes somos
Donde estamos
Vuelos y Zonas
Vuelos en trike
En que Consiste?
Preguntas Frequentes
Galeria fotografica
Información de Reserva
Lista de precios
Contacto
Enlaces

Tu sueño, Volar en parapente Biplaza

El vuelo en acompañado por un experto piloto, con un parapente especifico para dos personas, es la manera más fácil y segura de conocer este deporte.
Tanto para dar un paseo como para efectuar una formación.
Es apto para prácticamente todas las personas, la limitación es mínima, desde niños (es necesaria autorización paterna), personas de elevada edad, personas con minusvalías (hemos volado con personas parapléjicas e invidentes). Para disfrutar del vuelo en biplaza no hace falta estar en una forma física especial, pero, si tienes alguna discapacidad la estudiaremos e intentaremos hacer posible tus sueños.

Posibilidades

El vuelo biplaza se utiliza tanto para dar un paseo como para efectuar una formación. Su sencillez hace que pueda practicarse con la máxima seguridad, disfrutando del vuelo desde el primer instante.
Podemos volar durante todo el año, aunque la mejor época por el buen tiempo es desde mayo hasta octubre, los días son largos, las condiciones son excelentes (podemos aprovechar las corrientes térmicas y subir por encima del despegue), muchos días de buen tiempo y ambiente de vuelo asegurado.
En verano es posible que tengamos la agenda llena, por favor sé previsor y reserva tu vuelo, esto es especialmente importante para la última quincena de Julio y la primera de Agosto.
Nuestras oficinas permanecen abiertas todo el año, no dudes en contactarnos.
El pasajero no tiene porque saber nada del vuelo antes de realizarlo y es que en el 95% de los casos, es la primera vez que vuelan.
La duración de los vuelos, no es esencial, te ofrecemos sensaciones únicas que nadie te las podrá contar, has de vivirlas.

Breve Historia del parapente.

Los orígenes del parapente son un poco confusos y nacieron gracias a un cúmulo de factores a los que contribuyeron los estudios de Leonardo da Vinci, de los Hermanos Wright, los trabajos de Plath y de otro sinfín de investigadores que impulsaron el desarrollo de ingenios voladores.

Al igual que la modalidad de Ala Delta, el parapente nace junto a los primeros viajes del hombre al espacio, a finales de los años 60 del siglo X.
Fue el ingeniero de la NASA, Francis Rogallo, el que ideó un sistema para reducir la velocidad de caída de las cápsulas espaciales tras ingresar en la atmósfera.
Para ello utilizó ideas que tenía desde 20 años atrás, pero que por falta de presupuesto no había terminado en lo que se llamara las 'alas flexibles' patente de 1948.

Con el parapente se despega generalmente desde lo alto de un relieve, corriendo para poder inflar el parapente para poder sustentarse en el aire.

Es necesaria la fuera del viento enfrentada a una ladera, que puede ser de distintas inclinaciones en función de la velocidad del viento que exista.

Paracaídas de pendiente fue el origen: de allí su nombre. Es un ala flexible. Con cajones cerrados por su parte posterior (borde de fuga) y comunicados entre sí por costillas. El aire entrante por las bocas del borde de ataque "presiona" en forma interior el ala, y a una velocidad horizontal dada, su forma aerodinámica le permite obtener lo que se buscó por siglos: la sustentación. Es transportable, porque plegado ocupa poco espacio y pesa sobre unos 15 kg. Los hilos se llaman suspentes. Se originan desde las bandas, que son denominadas con letras: "A" la primera banda, "B" la segunda, "C" la tercera y "D" la cuarta -cuando existe- ramificándose el suspentaje de cada una en la vela desde el borde abierto (borde de ataque) hacia el borde de fuga.

El pilotaje se logra con los mandos, izquierdo y derecho, que cambian el perfil del semiala que gobiernan permitiendo a ésta girar, frenar y acelerar. Las bandas se unen a la silla o arnés con mosquetones, permitiendo que el piloto viaje sentado cómodamente.

La carga del peso del cuerpo del piloto también modifica la actitud pendular del parapente, por lo que resulta muy intuitivo y es muy fácil sentirlo como una especie de prolongación de uno mismo al estar en vuelo.

Existen distintos parapentes, según su tamaño, para diferentes pesos de piloto y a su vez diferentes modelos según el nivel de pilotaje / seguridad: Iniciación, intermedios y los de competición. A esta tipología paralelamente le corresponde una homologación, que certifica por un lado que el equipo de vuelo resiste una carga alar entre 8-12 veces superior a la carga máxima establecida para el modelo.

Por otro lado certifica el comportamiento del ala respecto a una serie de maniobras.
Para el uso con dos personas VUELO BIPLAZA, los parapentes son de mayor tamaño e igualmente están homologados para garantizar su comportamiento seguro y su estructura de carga.
Para volar utilizan corrientes de aire denominadas dinámica y térmica, que son las mismas con las que vuelan las aves, los planeadores y las alas delta. Según las características del lugar, de la técnica del piloto así como de las condiciones meteorológicas ,se realizan vuelos de varias horas de duración y kilómetros de recorrido, alcanzándose grandes alturas. El record de distancia en parapente

Descubre el vuelo en parapente